Camino de Santiago (7 días)

Realizar el Camino de Santiago es una experiencia llena de emociones que muchas personas se plantean hacer alguna vez en su vida, pero… ¿Qué opciones tengo? ¿Dónde empezar? ¿Qué necesito? Muchas son las dudas que surgen al planear este viaje y en este post queremos orientaros sobre las distintas posibilidades y mostraros un ejemplo de ruta para una semana.

Rutas

El Camino de Santiago es el nombre que reciben una serie de rutas de peregrinación hasta Santiago de Compostela, siendo la más famosa y concurrida la del Camino de Santiago Francés.

El Camino Francés nace en Sant Jean Pied de Port (frontera franco-española) y recorre el norte de España hasta llegar a Santiago de Compostela con 740 km aproximadamente de recorrido.

Esta ruta fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y es el camino mejor señalizado, con más variedad de alojamientos y que dispone de mejores servicios. Como contrapartida (o no) será la ruta con más gente, que según lo que busques en este viaje puede ser un inconveniente o un punto a favor.

¿Dónde empiezo?

El punto de inicio de la ruta dependerá de los días que queráis emplear en el viaje. Tras vivir la experiencia varias veces mis recomendaciones serían las siguientes:

  • Programar rutas de 25km/día máximo.
  • Llevar un planning establecido desde el inicio del viaje (aunque luego por diversas circunstancias se pueda ver modificado).
  • Llevar un resumen de las distancias entre pueblos con el desnivel ya que esta información os permitirá modificar las rutas preestablecidas sin correr riesgos (al final de este post adjuntamos un ejemplo que os podréis descargar).
  • No volver inmediatamente de regreso a casa el mismo día que lleguéis a Santiago de Compostela ya que seguramente conozcáis a gente y queráis celebrar la llegada con una buena fiesta.

Si tienes menos de una semana el recorrido más habitual es Sarria – Santiago de Compostela del Camino Francés, que son los últimos 100km y en 5 días da tiempo perfectamente. Además es la distancia mínima que hay que recorrer a pie para poder obtener la Compostela.

A mí, personalmente, este recorrido se me queda un poco corto y por eso la propuesta que os traigo es de una semana y empezándolo desde O Cebreiro (Camino Francés).

¿Qué necesito?

El camino puede llegar a ser duro si no se está en forma, pero hay 2 aspectos en los que tenemos que poner especial atención para evitar sufrimiento innecesario: el calzado y la mochila.

El calzado

Lo principal es ir con un calzado cómodo y al cual ya estéis habituad@s (no estrenar). No está de más que sea Goretex por si llueve algún día, pero no lo veo imprescindible…sobre todo, que pese poco.

Muy importante también los calcetines, lo mejor es que se ajusten bien al pie y que no tengan costuras para evitar fricciones al andar y que lleguen a hacer ampollas o rozaduras.

TRUCO: uno de los años que realicé el camino mi ritual cada mañana era echarme vaselina en los pies, vendarlos (sin que llegue a apretar pero bien sujeto) y después ponerme el calcetín y las sandalias de senderismo. Ese año no tuve ampollas, cosa que sí sucedió en otra ocasión en la que me ponía el calcetín directamente con una bota de montaña. Quizá no es el look mas ideal, pero sí el mas práctico…¡ahí lo dejo!

Recuerda que los pies pueden ser tus mejores amigos/enemigos durante el Camino, por lo que conviene cuidarlos con mimo. Mi recomendación es ponerse vaselina antes de empezar la ruta y una vez finalizada tras la ducha para mantenerlos siempre bien hidratados. Además, en caso de que haga mucho calor, puede ser interesante cambiar los calcetines a mitad de la jornada por unos limpios.

¿Cómo debo curar las ampollas?

Si a pesar de haber cuidado tus pies con el máximo esfuerzo, te han salido ampollas (bastante habitual), estos son los pasos que deberás seguir para curarlas y que te molesten lo mínimo posible:

  • Cúrala después de la ducha con el pie limpio y seco.
  • Lávate las manos y la ampolla con jabón y agua tibia.
  • Esteriliza una aguja limpia y puntiaguda quemándola con un mechero e impregnándola de alcohol.
  • Enhebra un hilo bien mojado en betadine en la aguja y cose la ampolla de manera que al pincharla drene su liquido interior y dejes hilo con betadine dentro de la ampolla.

OJO: Sobre todo, jamás cortes la piel que cubre la ampolla ya que es la que protege la zona en carne viva.

Los apósitos especiales para ampollas pueden ser buenos cuando aun no ha salido la ampolla pero ya la vas notando inminente, pero siempre que haya líquido, lo mejor es seguir los pasos anteriores.

La mochila (equipaje)

La mochila es algo que llevarás encima muchas horas por lo que es importante hacerla poniendo foco en que pese lo mínimo posible:

  • ¿Cuánto debe pesar la mochila llena? un 10% del peso corporal (con un máximo de 8kg)
  • ¿De cuantos litros debe ser la mochila? Debería ser suficiente con 35L en verano y 50L en invierno.

A continuación os dejo un ejemplo de lo que es necesario para realizar el camino durante los meses de junio-septiembre aprox (buen tiempo) para una semana de viaje.

Por supuesto este es un ejemplo desde mi experiencia y cada persona puede tener distintas necesidades.

OJO:

  • TAPONES: es posible que acabes durmiendo en albergues con numerosas literas y en esa situación los tapones serán tus mejores aliados para poder descansar y aislarte de los ronquidos de la gente.
  • COMPARTIR BOTIQUÍN: si haces el camino con varias personas una buena opción es compartir botiquín y no llevar cada un@ uno. Todo lo que sea optimizar peso es bienvenido.
  • SACO DE DORMIR: pasarás por albergues mejores y peores, por lo que yo recomiendo llevar siempre un saco de dormir de verano ligero o un saco-sábana por higiene (hay quien se lleva una funda de almohada).
  • LINTERNA FRONTAL: puede ser útil si sois de l@s de madrugar que emprenden ruta antes de que amanezca, si no, con la linterna del móvil es más que suficiente. Tened en cuenta a qué hora amanece cuando hagáis la ruta.
  • ROPA SUCIA: lo ideal es ir lavando la camiseta y la ropa interior usada cada día, pero si no has podido lavar y secar (por ejemplo por lluvia) necesitarás una bolsa para separar la ropa sucia de la limpia. Que esto no os agobie ya que en la mayoría de albergues privados disponen de lavadora y secadora y podréis ponerla entre varios para optimizar.
  • PLÁSTICOS: intentad evitar bolsas de plástico para no molestar al resto de peregrinos por las mañanas ya que no todos emprenden la ruta a la misma hora y los plásticos hacen mucho ruido.
  • LIBRO/CUADERNO: si empiezas el camino sol@ puedes pensar que un libro o cuaderno para escribir es una buena idea…yo personalmente prefiero aprovechar para conocer gente y charlar, pero va a gustos. Eso sí, siempre controlando el peso.
  • COSAS DE VALOR: yo evitaría llevar cosas de valor como tablets, ebooks…seguramente no las necesitarás y estarás mas tranquil@ si no tienes que estar pendiente de esas cosas.

IMPORTANTE: Nada de “porsiacasos”. En el camino se pasa por numerosos pueblos con tiendas/farmacias por lo que si surge alguna necesidad poco habitual siempre se puede solventar comprando. Mejor eso que cargar todo el viaje con algo innecesario.

¿Y si no quiero/puedo cargar con la mochila?

Hay gente que no carga la mochila durante las etapas, sino que la va enviando de albergue en albergue para que se la lleven. Puede ser una buena opción para personas con problemas de espalda por ejemplo. Aunque de entrada parezca todo ventajas (por viajar ligero de equipaje), también tiene sus inconvenientes, por ejemplo, no dejas lugar a la improvisación y no podrás decidir acortar o alargar tu ruta diaria, ya que tu mochila irá por un lado y tú por otro y habrás acordado previamente donde la entregan sin poder cambiarlo sobre la marcha. Yo personalmente nunca he probado este tipo de servicios, pero es “bastante” habitual.

¿Sol@ o acompañad@?

Depende del momento de tu vida en el que te encuentres al realizar el Camino de Santiago buscarás unas experiencias u otras. Hay quien prefiere compartir todo momento con alguien y quien busca momentos mas íntimos de reflexión y soledad.

Hacer el Camino de Santiago sol@ puede dar un poco de vértigo al principio, incluso parecer algo triste, pero desde mi punto de vista puede ser una muy buena opción, no solo si no encuentras a alguien que quiera vivir la experiencia contigo, sino como una decisión propia. Las ventajas e inconvenientes de hacerlo sol@ son las siguientes:

Ventajas:

  • Haces lo que quieres, cuando quieres y como quieres sin tener que consensuar con nadie.
  • Tú marcas el ritmo y las pausas en todo momento.
  • Posiblemente te esfuerces más por conocer gente, ya que habrá momentos en los que te apetezca charlar o echarte unas risas.

Inconvenientes:

  • Miedo: intenta evitar caminar de noche para no tener esa sensación, pero podemos decir que el camino es bastante seguro y casi siempre irás cerca de otros peregrinos en tu misma situación
  • Más riesgo de perderte: 4 ojos ven mas que 2, pero tarde o temprano encontrarás a alguien al que preguntar sobre si vas bien.

Hacer el Camino de Santiago acompañad@, puede parecer lo ideal de entrada pero también tiene sus inconvenientes. Desde mi punto de vista es importante elegir bien a tus compañer@s de viaje y sobre todo ser conscientes de que buscáis algo parecido y respetar las necesidades y espacios que podáis necesitar.

Ventajas:

  • Siempre te sentirás acompañado.
  • Pueden ayudarte en caso de urgencia rápidamente (torcedura de tobillo, golpe de calor, etc).

Inconvenientes:

  • Habrá que adaptar los ritmos a los del otr@.
  • Consensuar alojamientos, paradas, hora de emprender ruta… puede llevar a discusiones.

No creo que haya una opción mejor que la otra, ambas son perfectamente válidas, pero mi consejo si decidís hacer el Camino es que tanto si lo iniciáis sol@s, como si lo hacéis acompañad@s, busquéis vuestros espacios de soledad y de compañía, porque ambos pueden ser enriquecedores. Ir acompañado no significa no poder separarte nunca de esa persona, e ir sol@ no quiere decir que no desees tener contacto con nadie.

Alojamiento

A continuación explicamos las distintas posibilidades que hay para alojarse mientras realizas el Camino de Santiago. Recordad que siempre podéis ir alternando entre los diferentes tipos de alojamientos en función de vuestras necesidades de cada día.

Albergues municipales

Es el principal alojamiento elegido entre los peregrinos, tanto por su bajo precio (5-6€ noche) como por el ambiente que se encuentra en ellos. Alojarte con personas en tu misma situación facilita el que puedas conocer gente, compartir experiencias y hacer el camino más enriquecedor. Lo malo es que suelen ser salas con muchas literas y eso puede afectar a tu descanso. Son alojamientos humildes y sencillos pero con mucha vida.

OJO: para coger sitio en estos albergues deberás ser madrugador y no llegar muy tarde o te quedarás sin plaza. No se pueden reservar.

Albergues Privados

Si no has llegado a tiempo para coger plaza en el albergue municipal o quieres algún extra en confort, siempre puedes optar por albergues privados. Suele haber varios por etapa por lo que no hay tanto problema de disponibilidad. No todos son iguales, algunos tienen habitaciones compartidas, otros individuales, pueden tener lavadora y secadora, incluso alguno tiene piscina como podréis ver en las recomendaciones por etapa. Cuestan de 8 a 15€/noche aprox. Estos generalmente sí que admiten reservas.

Hostales, pensiones y hoteles (privados)

Si lo que necesitas es un descanso total, privacidad y estás dispuesto a pagar algo más, siempre podrás dormir en alojamientos privados (hostales, pensiones y hoteles). El precio será a partir de 20€/noche dependiendo del local y las prestaciones que ofrezca. Eso sí, desde mi punto de vista, con esta opción se pierde un poco el espíritu del Camino.

IMPORTANTE: Tanto en los albergues públicos como privados, deberéis ser conscientes de lo que son… Un lugar donde dormir y poder darte una ducha, pero dejando de lado grandes lujos…Recordad:

“El turista exige, el peregrino agradece”

Credencial del peregrino

La credencial del peregrino es como una especie de pasaporte que deberíais ir sellando por los pueblos por los que paséis (os sellarán en bares, albergues, monasterios, ayuntamientos..) y su finalidad es poder obtener tu certificado (compostela o certificado del peregrino) al finalizar el camino y tener acceso a ciertos albergues religiosos. Recomiendan sellar mínimo un par de veces al día.

Si se os pasa por la cabeza preguntaros qué pasa si se os olvida sellar algún día… tranquil@s, ¡no se os olvidará! Viviréis por sellar jaja, hace mucha ilusión y ver los distintos sellos es curioso. Ya lo veréis.

Se puede conseguir solicitándola personalmente en la Oficina de Acogida al Peregrino o en otras instituciones autorizadas por la Catedral de Santiago para su distribución, tales como parroquias, Asociaciones de Amigos del Camino de Santiago, albergues de peregrino, cofradías, etc. Se pueden obtener tanto en España como en el extranjero.

Camino de Santiago Francés en una semana

Dia 0_Llegada a O Cebreiro

Iniciar la ruta en O Cebreiro es una manera de empezar ¡por todo lo alto! tanto por lo especial que es el pueblo como por la altura real donde se encuentra.

Vistas desde O Cebreiro

Ojo que O Cebreiro no tiene parada de transporte público por lo que para llegar tendréis que ir a Pedrafita do Cebreiro y desde allí subir a O Cebreiro a pie o en taxi. Mi recomendación es pasar el día en el pueblo, descansar y al día siguiente empezar la aventura. Eso sí, en el albergue público dan prioridad a los peregrinos que llegan andando por lo que quizás para esa primera noche lo mejor es dormir en algún alojamiento privado previamente reservado.

Los perfiles de las rutas que paso a compartir son de derecha a izquierda (de este a oeste) y en ellos podréis ver la distancia en kilómetros entre los distintos pueblos y la pendiente.

Día 1_O Cebreiro – Triacastela (21,2 km)

Empezamos la ruta desde bastante altitud por lo que en gran medida el camino será bajada, pero no subestiméis el Alto do Poio, una pendiente corta pero muy empinada que os hará sufrir un poquito si no estáis en forma.

Día 2_Triacastela – Barbadelo (23,5 km ó 30,1km)

Esta etapa ofrece 2 posibles caminos: por San Xil o por Samos. La ruta por Samos es aproximadamente 6,5 km más larga, sigue el camino de un rio pasando por el monasterio benedictino de Samos, pero tiene una peor señalización. En contrapartida, el camino por San Xil tiene un desnivel de casi 300m al principio.

Monasterio de Samos

Esta etapa mucha gente la finaliza en Sarria, pero mi recomendación es estirar un poquito más la ruta y acabarlo en Barbadelo ya que el albergue “Casa Barbadelo” tiene piscina y no habrá tanta gente como en Sarria (como habíamos comentado anteriormente, mucha gente empieza el camino en ese punto). Recomendamos reservar ya que se trata de un albergue privado muy aislado, y mejor ir a tiro hecho asegurando vuestra plaza.

Día 3_Barbadelo – Portomarín (16,4 km)

Aunque aparentemente, esta etapa, no parece que tenga mucha dificultad, cuidado con la bajada final que aunque no canse tanto como las subidas, hace que las rodillas sufran.

Llegando a Portomarín

No dejéis de probar el restaurante O Mirador, destaca por su comida y por sus vistas al rio. Eso sí, reservad antes.

Vistas restaurante O Mirador

Día 4_Portomarín – Palas de Rey (24,5km)

Empezaremos con un paisaje agradable pero no tardando mucho el camino se desvía a pequeñas carreteras, provinciales o incluso nacionales…desde mi punto de vista el asfalto quita encanto al camino, pero al menos una vez que pasamos Ligonde, nos encontramos con bajada.

Restaurante Castro: no es especialmente económico pero merece la pena para darse un homenaje

Día 5_ Palas de Rey – Ribadiso da Baixo (26 km)

Esta etapa mucha gente la finaliza en Arzua (+3km), por eso en las recomendaciones os dejamos alojamientos de ambos pueblos. En este caso creemos que es mejor quedarse en Ribadiso da Baixo por no hacer etapas tan largas y porque seguramente os entretengáis mas de lo normal degustando el famoso pulpo de Melide.

Además el albergue público de Ribadiso da Baixo está muy bien y el entorno es más tranquilo y con más encanto. Si llegáis al albergue y está lleno y os quedan fuerzas para andar 3km siempre podéis seguir hasta Arzua donde seguramente no habrá problema de alojamiento porque hay más oferta. Ojo que los últimos km es un subibaja continuo, como podéis ver en el perfil, por lo que alargarla puede pesar un poco

Será la etapa en la que traspaséis los limites de Lugo para entrar a la provincia de A Coruña. A partir de aquí la afluencia de gente crecerá, ya que en Melide conectan los peregrinos del Camino Primitivo y en Arzua los del Camino del Norte.

Albergue público Ribadiso da Baixo

OJO: Etapa Rompepiernas. Aunque no haya mucho desnivel, es cansada por tanta subida y bajada.

Día 6_Ribadiso da Baixo – Pedrouzo (22km)

En este punto del camino quedan unos 42Km aprox para llegar a Santiago por lo que lo mas lógico (pensando también en el cansancio acumulado) es partirlo en 2 etapas similares, de manera que haríamos noche en Pedrouzo.

Esta etapa es una de las que menos encanto tiene ya que el camino va en paralelo a una carretera.

Restaurante Ceadoiro: muy recomendable la tortilla de patata

IMPORTANTE: Si hacéis noche en Pedrouzo, hay que ir al bar Kilometro 19 a la pre-celebración del final del Camino. Tened en cuenta que una vez que se llega a Santiago de Compostela hay gente que sigue hasta Finisterre y gente que vuelve inmediatamente a casa, por lo que puede que esa sea la última noche que paséis juntos y eso merece una buena pre-celebración.

OJO: Si la etapa anterior parasteis en Arzua, os veis con fuerza y y preferís dejar un “paseíto de 4,4 km” para el ultimo día, podríais hacer Arzua-Monte de Gozo (34km) (en lugar de hacer noche en Pedrouzo). Desde mi punto de vista es demasiado largo y el alojamiento de Monte de Gozo es enorme y generalmente tiene mucha menos vida porque no se suele llenar, por lo que muchos servicios (restaurantes por ejemplo) pueden estar cerrados.

Alojamiento Monte de Gozo

Día 7_Pedrouzo – Santiago de Compostela (19,7 km)

¡Última etapa! es un día muy emocionante. Desde Monte de Gozo se tiene una panorámica de Santiago de Compostela que avista el final de la aventura. Una vez se llega a la plaza del Obradoiro… Emoción, felicidad, abrazos, pensamientos, reflexiones, alivio… Cada uno tendrá sus propios sentimientos pero me atrevería a asegurar que en la mayoría de los casos serán muy positivos.

Tortilla de patata del restaurante la Tita

¿Qué hacer una vez llegas a Santiago de Compostela?

Esto ya es muy personal, pero lo tradicional (independientemente de que seas religioso o no) es subir la escalinata de la Catedral, admirar el Pórtico de la Gloria y poder dar el famoso abrazo al santo por la espalda.

Después de visitar la catedral, lo habitual es dirigirse a la Oficina del Peregrino (Rua das Carretas 33) para obtener la Compostela o el Certificado del Peregrino tras rellenar un formulario ¿Qué diferencia hay?

  • Compostela (gratuito): es un documento de las autoridades eclesiásticas que certifica haber completado al menos 100km a pie del Camino de Santiago. Eso sí, para obtenerlo tendréis que haber indicado en el cuestionario pertinente que vuestros motivos de realización del Camino son religiosos o espirituales (no olvidemos que es un documento eclesiástico). Para demostrar la distancia realizada deberéis enseñar la credencial del peregrino.
  • Certificado del peregrino (gratuito): certificado para las personas que indiquen en el formulario que los motivos por los que ha realizado el camino son lúdicos, deportivos.
  • Certificado de Distancia (3€): acredita el numero de km realizados, el punto de inicio y las fechas de inicio y fin. El certificado es un documento de este tipo:

2021 Año Xacobeo

Tras el supuesto descubrimiento del sepulcro del apostol Santiago (alrededor del año 813) muchos cristianos empezaron a peregrinar hasta lo que hoy es Santiago de Compostela para mostrar su devoción a él. Esta costumbre se fue convirtiendo en tradición hasta lo que hoy conocemos como el Camino de Santiago, por lo que la ciudad se convirtió en uno de los centros de peregrinación más importantes para los cristianos junto con Roma y Jerusalén.

En 1122 el papa Calixto II decidió implantar el Año Santo Compostelano, celebrándose éste cada vez que el 25 de julio cayera en domingo, y a día de hoy esos son los años considerados años Xacobeos. Los años Xacobeos son los únicos en los que se abre la Puerta Santa de la catedral y se realiza una misa para los peregrinos a las 12.00h.

Ayuda

Con el fin de ayudaros durante el Camino, queríamos compartir con vosotros estos documentos con los perfiles de cada etapa para que lo podáis imprimir o llevar descargado en el móvil con el fin de tener la información de un solo vistazo.

¡ Esperamos que os sirvan de ayuda!

El Camino es una metáfora de la vida: te enseña a agradecer y a ver lo que sobra y lo que de verdad importa (lo que metemos en la mochila)

¡Buen Camino, peregrin@!


Si deseas estar al día de las futuras publicaciones o ver más fotos de los viajes de este blog no dudes en seguirnos en Instagram: entre_tus_maletas

Instagram

6 comentarios sobre “Camino de Santiago (7 días)

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: